We Make House Calls - electroterapia and paralisis facial

Category

electroterapia and paralisis facial - We Make House Calls


PARALISIS FACIAL introducción En el siguiente trabajo se redactara la información de una enfermedad importante, la cual ha aumentado el índice de personas propensas a contraerla. También se encontraran los diversos tratamientos para esta, es muy importante saber lo que es y lo que puede ocasionar, cuales son los síntomas y el rango de. An inability to move the muscles of the face on one or both sides is known as facial paralysis. Facial paralysis can result from nerve damage due to congenital (present at birth) conditions, trauma or disease, such as stroke, brain tumor or Bell’s palsy.. The problem can affect one or both sides of the face, with noticeable drooping of the features and problems with speaking, .

El tratamiento de electroterapia se debe vasar en la aplicación del punto motor nervioso del facial y el tratamiento manual de los diferentes músculos con los puntos motores faciales. En los nervios trataremos principalmente el nervio y la sinapsis neuromuscular y en el punto muscular trataremos la sinapsis neuromuscular y músculo. 6. Finalmente es importante mencionar, que además de los automasajes y ejercicios de mímicas descritos, durante el tratamiento de fisioterapia del paciente con más de 21 días de evolución de Parálisis Facial, se recomienda aplicar electroterapia en puntos precisos del rostro, como complemento de las demás intervenciones, con el objetivo de.

facial a nivel periférico; origina pérdida del movimiento vo-luntario en todos los músculos faciales del lado afectado y es la más común de las parálisis8,10,12, La parálisis facial periférica puede ser unilateral o bilateral, completa si abarca todos los músculos del lado afectado, o parcial si sólo afecta a un grupo de ellos. Electroterapia aplicada en la parálisis facial La parálisis facial o “Parálisis de Bell” es una debilidad o parálisis de todo un lado de la cara, producida por lesión del nervio facial. Esta no tiene tratamiento definido y, cuando es permanente, afecta la calidad de vida aunque aproximadamente el 70% de los afectados se logran recuperar.